viernes, 20 de julio de 2012

¿Día del amigo?

Querido (sí... a vos):

Quiero empezar diciendo que realmente no me importa si es el día del amigo. ¿Qué corno es el día del amigo? ¿A quién se le ocurrió? ¿A una empresa para vender más cerveza en invierno? ¿A una telefónica para vender paquetes de llamadas por diez pesitos?
No me vengan con la huevada esa de la llegada del hombre a la Luna, sino el día que manden a un pobre tipo a Marte, ¿el día de qué va a ser? Vayamos pensando desde ahora, ¿o lo van a hacer llegar un 20 de julio así no tenemos que pensar?
No me importa si es el día del amigo. Si por ser el día del amigo tengo que, obligatoriamente, recordar a toda la gente que quiero... ¿entonces quiere decir que un día que no sea el del amigo puedo olvidarme de ustedes?
Eso sería como si todos los días que no son el de la mujer, puedo mandarlas a lavar los platos. O como si todos los días que no son el del niño, puedo gritarles o ignorarlos. Acaso los días que no son el día del animal... ¿puedo salir a patear gatitos? ¿Puedo ser un amargo y caracúlico las 51 semanas que no son la "semana de la dulzura"?
No me importa el día del amigo. Me parece un día prefabricado, una boludez más para obligarnos a encontrarnos (a consumir lo que a la publicidad se le antoje), a mandar tarjetas (bueno... mails o SMS, ya nadie manda tarjetas), a ponernos histéricos y a gastar todo el crédito para decirnos "feliz día".
¿Día de qué? Si hoy es el día del amigo, entonces mañana no lo es. Tenemos un día del amigo y 364 días que no. En una de esas es por eso que estamos como estamos, ¿no te pusiste a pensarlo?
No me importa el día del amigo, pero sí me importan mis amigos. Así que... ¡FELIZ DÍA! (y me cago en la contradicción). Pero feliz día para hoy, o mañana, o cuando se te cante, o todos los días que quieras de acá a fin de año, o hasta siempre.
Porque los amigos son lo más. Y vos, sos lo más.
Y como me cago en la contradicción, seguro que hoy, u otro día, encontraremos un lugar para vernos... como nos vemos todas las semanas, desde hace años. Un abrazo grande.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario