sábado, 7 de mayo de 2016

El verdadero hijo de puta cada tanto hace algo bueno para que uno no pueda odiarlo del todo.
¡ Qué hijo de puta !

No hay comentarios.:

Publicar un comentario